Entrevista para ComunicKanda

febrero 12, 2015

El canto de un alma llanera

Por: Sota Seki / KUIS

ANGEL VEN 8

En un hogar típicamente japonés, en el corazón de Tokio, algo suena diferente desde hace tiempo. La pequeña María Michirú se dormía con canciones al ritmo del himno nacional venezolano. Ahora, cada Navidad suena un cuatro mientras la pequeña interpreta los aguinaldos que su padre le ha enseñado.

En esta familia, definitivamente,vive un alma llanera que ama, llora, canta y sueña…con claveles de pasión.

…………………………………

¿Qué es una familia transnacional? “La familia transnacional es un núcleo de intercambio”, según Ángel Rafael La Rosa Milano, venezolano que ahora vive en Tokio con su esposa japonesa y su hija de ocho años.

Antes de venir a Japón él estuvo en China estudiando y trabajando en la Universidad de Beijing. Un día se encontró con una japonesa y ahí empezó la historia de amor que lo trajo a este país.

Cuenta que un día iba a una fiesta con una amiga, y ésta le presentó a su compañera de cuarto: una joven japonesa muy atractiva, y se enamoró de su mirada dulce. Así que finalmente invitó esta joven a la fiesta, bailaron salsa, se conocieron mejor  y, después de seis meses de relación, decidieron casarse.

¿Qué idioma se habla en esta familia? En su hogar él habla español con su hija, pero con su esposa habla inglés; mientras que su esposa y su hija se hablan en japonés. Sin embargo, comenta que los tres entienden un poquito de los otros idiomas.

Además de las lenguas, también combinan las tradiciones. En Navidad, por ejemplo, él baila y canta temas tradicionales con su hija, como en Venezuela. Pero cuando se celebra Año Nuevo, su esposa cocina la comida tradicional japonesa de esa temporada, Osechi. Aunque parece difícil convivir en varios idiomas y culturas dentro de un hogar, él se lleva muy bien con su familia y nunca ha tenido ningún conflicto con su esposa acerca de la educación de su hija.

Si tú desde niño aprendes más de una lengua, aprendes dos o tres simultáneamente, aprendes también la cultura que va dentro de la lengua”, insiste Ángel La Rosa. En su opinión: “en una familia los miembros pueden compartir, intercambiar culturas, aprender de las tradiciones y formas de ser de la pareja Y al mismo tiempo enseñar a los hijos. Esto enriquece su cerebro y su forma de percibir el mundo, de percibir la existencia”.

La música ha sido también uno de esos elementos culturales que lo ha unido a su familia. El mismo creció acostumbrado al sonido del cuatro, instrumento típico de los ritmos venezolanos, que muchos ejecutaban en su hogar.

En esta entrevista pusimos un cuatro en sus manos y, producto de su emoción, nos regaló un poco del “Alma Llanera”, canción representativa del folclor de Venezuela, que se puede ver en los videos de nuestro blog Comunickanda. También en el sitio web de Ángel La Rosa se comparten algunos vídeos en los que se ve feliz cantando aguinaldos venezolanos con su pequeña hija. “Yo canto porque me gusta, no porque sepa cantar”, confiesa en tono modesto.

De muchas formas Ángel La Rosa ha mantenido sus raíces al mismo tiempo que convive con una familia de tradiciones muy diferentes. “Yo estudié en China política internacional… Diálogo internacional cultural, fue mi tesis. Una familia internacional es eso. El mejor ejemplo en la práctica de lo que puede ser el diálogo internacional cultural, a ese nivel de familia”, concluye el venezolano.

……………………………………………………..

Seguidamente pueden ver el trabajo audiovisual realizado por la gente de ComunicKanda, donde se muestran varias entrevistas, a modo de collage, incluyendo la que le hicieran a este servidor.

ComunicKanda es el espacio virtual del curso “Comunicación Masiva en el Mundo Hispano”, en la Universidad de Estudios Internacionales de Kanda (KUIS), Japón.

https://comunickanda.wordpress.com/

Contacto: comunickanda@gmail.com Twitter: @comunickanda

Anuncios

¡FELIZ NAVIDAD!

diciembre 21, 2014

Arbolito de mi casa

Mis muy apreciados soleros,

Reciban un caluroso saludo navideño.

En estos días, con tantas tragedias naturales y humanas que castigan al mundo (como la masacre de niños pakistaníes a manos de talibanes desalmados y asesinos, y la opresión desmedida en países con gobiernos retrógrados y sanguinarios como el mío, Venezuela) podemos llegar a sentirnos desesperanzados e impotentes. Pero al mismo tiempo somos capaces de entender que, para combatir esas amenazas contra la humanidad, debemos hacer lo posible por mantenernos optimistas y llenos de fe en un porvenir de tranquilidad y felicidad para nuestros hijos y las futuras generaciones.

DSC05805

Es por ello que, en estas fechas decembrinas, a pesar de tantas calamidades que nos agobian, nos permitimos celebrar en familia la Navidad, transmitiéndole a nuestros pequeños toda la alegría y la esperanza que ella encierra, ya que tal vez son las mejores armas con las que ellos enfrentarán las adversidades.

DSC05806

En ese sentido, nos atrevemos a compartir con ustedes, queridos lectores, unos sencillos videos navideños caseros que hicimos con nuestra amada hija, al tiempo que les deseamos

¡FELIZ NAVIDAD!

Ángel Rafael La Rosa Milano

“El Sol brilla siempre dentro de ti”


Navidad en Japón 2013: Aguinaldo venezolano

diciembre 22, 2013

¡Hola, mis muy estimados Soleros!

Con esta sencilla versión casera del clásico navideño venezolano, “El niño Criollo”, quiero desearles a todos mis amables lectores en el mundo entero, junto a mi adorada pequeña artista y mi amada esposa japonesa:

¡FELIZ NAVIDAD Y PRÓSPERO AÑO NUEVO!

Ángel
“El Sol brilla siempre dentro de ti”


¡FELIZ NAVIDAD Y PRÓSPERO AÑO NUEVO!

diciembre 25, 2012

Estimados Soleros,

En estas Navidades, reciban todos un muy caluroso abrazo de cariño y agradecimiento por su apoyo. Que la esperanza navideña invada sus mentes y sus corazones, y les permita vislumbrar y construir un futuro de salud paz y amor, en la unión de sus seres queridos.

A continuación comparto con ustedes un sencillo video casero de YouTube, donde canto algunos aguinaldos venezolanos con mi adorada hija, queriendo expresar lo que significan para nosotros las Navidades y el Año Nuevo: compartir en familia y mantener nuestras hermosas tradiciones.

¡FELIZ NAVIDAD Y PRÓSPERO AÑO NUEVO! 

Ángel Rafael La Rosa Milano

“El sol brilla siempre dentro de ti”


Reflexiones carnestolendas

febrero 22, 2012

(El siguiente es un artículo de mi autoría titulado originalmente “Carnavales de Carúpano: Mis dudas y esperanzas”, el cual fue  publicado anteriormente, el 24 de enero de 2010, en otro blog que administro. Aunque se refiere especiíficamente a los Carnavales de Carúpano, en mi país Venezuela, lo que allí describo podría bien reflejar la realidad de otras fiestas carnestolentas latinoamericanas, por lo que decidí compartirlo, con mis ambales “soleros”. ¡Felices Fiestas de Carnaval! Y como sorpresa carnavalesca les anexo un video casero al final del texto). 

          Para bien o para mal, nunca he disfrutado de unos carnavales en Carúpano, pintoresca ciudad del estado Sucre venezolano. Es bastante paradójico, considerando mi marcado gusto por nuestras fiestas populares y por esa región del país; que mi difunto padre y famila son carupaneros, y que mi abuelo paterno fue, en vida, un infatigable animador de su carnaval. Hay una foto donde sale él muy orondo, luciendo un colorido traje de payaso que le regaló mi mamá, confeccionado por ella misma. Cuentan que ese año mi abuelo Ángel fue la sensación.

     Mis dudas 

      Entre otras razones para no haber conocido ese importante y festivo evento, están mis sentimientos encontrados hacia el mismo. Comenzaré por lo malo. Hace unos 10 años, un familiar mío perdió la vida en Carúpano, por arma de fuego, en plena celebración del carnaval. Apartando la desgracia que esa muerte trajo a mi familia, fue un hecho que puso en evidencia una alarmante situación de inseguridad y peligro, donde la violencia y el crimen también sacaron su comparsa a las calles.

      No sé, a ciencia cierta, si fue un incidente aislado, o el resultado de un estado de inseguridad generalizado. Lo cierto es que tragedias como esa castigan injustamente a familias enteras y ponen una sombra de miedo y desconfianza sobre las fiestas, empañando el trabajo que, por generaciones, ha hecho el alegre y hospitalario pueblo carupanero para brindar unos bonitos carnavales a su gente y a todo el país.

      Hay otro aspecto negativo. Por años, escuché a través de parientes y amigos que durante la fiesta, tradicionalmente ALGUNOS representantes de la comunidad gay de la ciudad, y demás regiones del país, se extralimitaban en sus expresiones de contento, mostrando públicamente comportamientos reñidos con la moral y las buenas costumbres, lo cual ahuyentaba a un número importante de asistentes, entre locales y foráneos. Entiendo que este es un tema delicado. Mi comentario no es una crítica disfrazada a la homosexualidad como tal. De hecho, pienso que sin importar nuestra orientación sexual, nuestras libertades nunca deben estar por encima de las normas básicas de convivencia ciudadana. Además, dentro del mayoritario sector heterosexual de la población, abundan los casos de inmoraildad en público, los cuales también deben ser denunciados, por el bien de todos. Lo que ocurre es que en una sociedad como la venezolana, más bien conservadora (comparada con otras más liberales de Europa, por ejemplo), reaccionamos más duramente cuando los involucrados son homosexuales. Dos dichos nuestros reflejan mi posición definitiva sobre este asunto: “En el mundo hay de todo y para todos” y “todo en exceso es malo”.

     “Grito” inspirador

       Ahora, lo positivo; lo que realmente quiero resaltar aquí, y mi principal motivación para escribir sobre los Carnavales de Carúpano.

       Como digo al principio, por cosas del destino no he asistido a los carnavales de la alegre ciudad sucrense. Aunque sí tuve la fortuna de ver algunos de los preparativos para el gran evento. Antes de establecerme en Asia, generalmente iba a casa de la familia en Carúpano con mi papá (su alma ya debe estar velando por los suyos en estas fiestas de 2010), poco antes o poco después del Año Nuevo, por lo que un par de veces el viaje coincidió con el Grito de Carnaval, los primeros días de enero. Entonces, me impresionaron realmente unas muy vistosas y bien acopladas bandas-show escolares, algunas con percusionistas chiquiticos, ¡de hasta 5 años de edad!, y con “batutas” también muy jovencitas, con impresionante habilidad. Asimismo, fui afortunado al ver la elección de la reina de nuestro sector, y constatar muy complacido que mis primos participan de lleno en la organización de esos eventos, incluyendo el diseño y confección de las elaboradas y exóticas “fantasías” lucidas por las bellísimas candidatas.

       En relación a las agrupaciones musicales, los asiduos visitantes del Carnaval de Carúpano y los propios carupaneros están acostumbrados a esas refrescantes y emocionantes imágenes, pero, yo, personalmente, desconocía que existiera en Carúpano, desde hace muchos años, un sistema de bandas estudiantiles tan consolidado y vibrante. De hecho, la inspiradora escena de esos nños y jóvenes tan talentosos y esforzados originó en mí estas reflexiones, que permanecieron en el “tintero” por varios años, esperando el momento apropiado para ser compartidas.

     Mis esperanzas

      Detrás de ese importantísimo movimiento socio-cultural, directamente asociado al carnaval, hay un factor esencial que lo hace posible y lo potencia, y que es, quizá, el patrimonio más grande y valioso de Carúpano: La alegría del carupanero. Los carupaneros se cuentan entre las gentes más alegres del país. Su alegría es famosa, y es uno de los pilares de su idiosincracia. En consecuencia, yo me siento orgulloso, bendecido – y alegre, claro está – por tener sangre carupanera en las venas.

       El espíritu festivo de un pueblo puede transfromarse en fuente inagotable de felicidad y prosperidad. Pero, al igual que ocurre con los ríos muy caudalosos, es aconsejable canalizarlo para obtener de éste el máximo beneficio. También podemos ver la alegría como la materia prima que necesita ser procesada y mezclada con otros productos para que podamos consumirla. En esta sencilla comparación, las plantas procesadoras serían la familia, los centros educativos, las organizaciones culturales, y demás instituciones. Y los otros productos serían la educación, la disciplina, la integridad, el trabajo, etc..

       Por ejemplo, el Carnaval de Río (sin pretender hacer comparaciones odiosas), la fiesta más grande y fastuosa del mundo entero, tiene en la proverbial alegría del pueblo carioca su recurso más cuantioso. Pero, una celebración de magnitudes tan colosales no podría concebirse sin cantidades igualmente gigantescas de organización y trabajo.

      Pero, volviendo a mi querido y recordado Carúpano, me emociono con el simple recuerdo de los muchachos que integran las fantásticas bandas musicales, entregados en cuerpo y alma a la impecable ejecución de sus instrumentos y coreografías. Y me regocijo, igualmente, pensando en lo atareados y contentos que han de estar ahora mis primos organizando la muy llamativa elección de su reina. Todos hacen la fiesta del carnaval, y también hacen patria, al mantener vivas nuestras ricas tradiciones.

      Ahora, como entonces, tanto esos chamos comparseros como mis familiares me hacen sentir un orgullo incontenible por mi identidad venezolana y mi origen carupanero.

      Sigamos poniendo tamborcitos, trompetas y disfraces en las manos y el corazón de nuestros pequeños, y enseñémosles “moral y luces”, para que con el don divino de su alegría convertida en carnaval formen bonitas comparsas de bienestar y progreso, para su amado Carúpano, Venezuela y el mundo.


Tenor peruano Francesco Petrozzi deleita nuevamente a los japoneses

diciembre 5, 2011

          Francesco Petrozzi como Don José en Carmen, 2010

        Francesco Petrozzi, tenor peruano de sonada trayectoria internacional, volvió a hacer las delicias del exigente público nipón, considerado por los entendidos como uno de los más conocedores de la ópera a nivel mundial.

El señor Petrozzi, quien se ufana de haberse paseado por escenarios de los 5 continentes, visitó Japón por séptima vez en su exitosa carrera operática. Vale destacar que, en esta gira septiembre/octubre por tierras niponas, el cotizado intérprete estuvo más atareado de lo usal, ya que participó en 2 obras distintas (con apenas una semana de descanso) presentadas por 2 prestigiosas casas de ópera europeas, la Bavarian State Opera y la Prague State Opera. Con la empresa germana interpretó a Lord Cecil en la ópera “Roberto Devereux” de Donizzeti, y con la checa a Mario Cavardossi en la ópera “Tosca” de Puccini. En ambas producciones, el tenor brindó interpretaciones memorables, cautivando a los presentes con el encanto de su cálida y bien matizada voz. En esta oportunidad, actuó en prestigiosos teatros del país nipón, entre los que destacan el Bunka Kaikan de Tokio y el Kanagawa Kenmin Hall de Yokohama.

Una vida artística signada por mucho trabajo y talento le ha merecido al reconocido artista peruano un lugar junto a excelsos cantantes líricos de ese país, pasados y presentes, quienes han colocado al Perú en un sitial de prominencia en el contexto latinoamericano y le han dado resonancia mundial, a saber, Luis Alva, Ernesto Palacio, Juan Diego Florez, Alejandro Granda y Andrés Veramendi, entre otros.

Francesco Petrozzi es nacido en tierras incaicas, de padre italiano y madre descendiente de italianos, por lo que podría decirse que lleva la ópera en su ADN. Aunque, como él mismo nos explicara tras bastidores, curiosamente en su país se le asocia más con la cultura pop, debido a sus comienzos en ese nicho del entretenimiento de masas, en facetas que van desde cantante hasta presentador de programas televisivos, entre otras. Lo cual, dicho sea de paso, habla de su gran versatilidad y capacidad artísticas, atributos estos que le han ganado el aplauso de los amantes de la ópera en algunas de las capitales planetarias del género: Concertgebouw de Amsterdam, Opernhaus de Zurich, Opernhaus de Frankfurt, Staatsoper de Praga, y el Teatro Nacional de Munich, entre otros, lo mismo que en salas de concierto y festivales en Berlín, Viena, Toronto, Nueva Zelanda y los Estados Unidos. Igualmente, ha trabajado junto a grandes figuras de la ópera, entre quienes destacan Edita Gruberova, Placido Domingo y Sigfried Jerusalem, y ha sido dirigdo por importantes Directores de la talla de Zubin Mehta, Fabio Luisi y James Levine.

Francesco Petrozzi como Don José en "Carmen", 2010

En una entrevista que Petrozzi ofreciera en años recientes a un importante canal de la TV peruana, dio la primicia de que planea grabar una especie de “testamento musical al Perú”, con valses y demás géneros tradicionales. Es fácil suponer que, gracias a la notoriedad y excelencia interpretativa del reconocido tenor sudamericano, esa loable iniciativa tendría una acogida formidable entre el público local e internacional; que sería un éxito rotundo.

Es de hacer notar que, desde hace años, el señor Petrozzi realiza en su Patria una importante labor de interés social, que lo ha llevado a presentarse junto a la Orquesta Sinfónica Nacional para públicos de los barrios marginales de Lima, escuelas públicas e incluso institutos penitenciarios. Entre sus actividades más recientes destaca el concierto “Sembrando Perú”, al lado de la legendaria cantante Tania Libertad, y el cual se hiciera para ayudar a familias en situación de extrema pobreza, en el departamento de Piura en la zona norte del Perú. Y en Febrero de este año, cantó en la catedral de Chilca, al sur de Lima, para recaudar fondos destinados a la reconstrucción del mencionado templo, el cual fue destruido por el terremoto de 2006 que azotó el sur del país andino.

El laureado tenor peruano tiene planeado volver a Sudamérica en 2012, para presentarse el mes de marzo en el Teatro Argentino de La Plata, en la ópera “el Oro del Rhin” de Richard Wagner, y en agosto en el Teatro Municipal de Lima con la Opera “Marina” de Emilio Arrieta.

Francesco Petrozzi junto a la diva internacional Norma Fantini

Los interesados pueden encontrar en Internet gran cantidad de material audiovisual e impreso sobre el exitoso cantante lírico internacional, Francesco Petrozzi, aunque sería mucho mejor que pudieran verlo cantar en vivo, ¡por supuesto! y darse un banquete operático inolvidable, como afortunada y felizmente pudo hacer quien suscribe.

 Ángel Rafael La Rosa Milano

“El sol brilla siempre dentro de ti”